martes, 12 de noviembre de 2013

Plan Nacional Satelital, Soberanía y Desarrollo Tecnológico

Esta política, impulsada por el Ministerio de Planificación Federal, Inversión Pública y Servicios, permite la construcción de satélites de telecomunicaciones y observación de la tierra íntegramente nacionales. Además, se encuentra en desarrollo el sistema de lanzamiento Tronador II, que posibilitará la puesta en órbita de los satélites.

Sattélite ARSAT-2.

11 de Noviembre de 2013 | Desde comienzos de nuestra gestión, la búsqueda de la independencia espacial Argentina pasó a ser política de Estado. En este contexto, por determinación del ex Presidente Nestor Kirchner, se desarrolló el Plan Nacional Satelital, cuyo primer hito fue la creación de la empresa estatal ARSAT, que desarrolla satélites de telecomunicaciones argentinos, que se perfila como líder en operación de servicios de televisión digital, telefonía y transferencia de datos.

Se inicia entonces un ambicioso plan satelital que, con recursos técnicos y humanos de nuestro país, busca aprovechar la ubicación de esta órbita, poniendo en marcha la construcción de tres satélites diseñados y construidos íntegramente en la Argentina. De esta manera AR-SAT se transforma en la principal operadora satelital del país.

Y plasma su campo de acción en importantes obras. Una muestra de ello, es la finalización y el ingreso a la etapa de ensayos del Primer Satélite de Telecomunicaciones ARSAT1 realizado por la empresa INVAP, que será lanzado en el segundo trimestre del año 2014. Este satélite brindará servicios de televisión digital, telefonía y datos en todo el territorio argentino alcanzando las bases argentinas en la Antártida y las zonas alejadas que los operadores privados consideran económicamente no convenientes.

El segundo satélite, ARSAT2, tiene ya un grado de avance del 50% y sumará capacidad de transmitir señales de televisión a proveedores de toda América. Del mismo modo, está en gestión la firma del contrato entre ARSAT e INVAP para el inicio de la construcción del ARSAT3, que permitirá mejorar la conexión de Internet satelital en toda la Argentina continental con la incorporación de nuevas bandas.

Es importante mencionar que Argentina es el único país de Sudamérica que construye satélites de Telecomunicaciones que brindarán servicios de Telefonía, Datos, Internet y Televisión, por lo cual ingresa al selecto grupo de países que desarrollan satélites geoestacionarios, tales como Estados Unidos, Alemania, Rusia, China, Francia e Italia. El diseño y la construcción de estos satélites implican una inversión por parte del Estado Nacional de más de 4.200 millones de pesos.

El Plan Nacional Satelital también incluyó la recuperación de la Comisión Nacional de Actividades Espaciales (CONAE), organismo que había sufrido el desmantelamiento de la década del ´90, estableciéndose su pase bajo la esfera del Ministerio de Planificación Federal, Inversión Pública y Servicios. Nuestra cartera designó el incremento de su presupuesto para así potenciar su acción de campo.

Es así como el Estado Argentino impulsó el desarrollo de satélites de observación para relevar su extenso territorio, ofreciendo datos climáticos y atmosféricos, de las aguas o de nuestra tierra que permiten generar ciclos de información actualizada y confiable para todos los sectores socio-económicos productivos de nuestro país. Con su planta estable de científicos, convenios con instituciones del sistema científico y educativo argentino, la propia formación de nuevos profesionales y la repatriación de otros experimentados, la CONAE genera conocimiento y producción industrial para el desarrollo de misiones satelitales de observación de la Tierra.

Después de poner 4 satélites en órbita, hoy se trabaja en los proyectos SABIAMAR junto con Brasil, SAOCOM 1A y 1B junto con Italia, y la serie de satélites de arquitectura segmentada, denominada SARE. Todos estos satélites de diseño argentino, seguirán los pasos del SAC D – ACUARIUS, desarrollado junto a la NASA y construido en nuestro país. Y posibilitarán obtener datos de tele-observación para actividades socioeconómicas y estudios científicos de nuestro país.

Satélite SARE.

Ahora el Estado Argentino da un paso clave en la independencia espacial. Luego de un profundo proceso de investigación y construcción, comenzaron los ensayos de lo que será el primer vehículo experimental del TRONADOR II. Se trata de la serie de lanzadores de fabricación nacional que permitirá colocar en órbita a los satélites de observación -de hasta 250 kilos- a 600 kilómetros de la Tierra. Todos estos satélites, como la futura Serie SARE de innovadora estructura segmentada, serán fabricados con industria nacional. 

El proyecto del TRONADOR II le permite a la Argentina completar un desarrollo espacial de punta a punta, sumando la capacidad de lanzar un satélite al espacio. De esta manera, nuestro país que ya cuenta con el potencial de fabricar sus propios satélites, se posiciona como el único país de Sudamérica con capacidad de realizar misiones satelitales completas.

Por eso, lanzamos el VEX 1 un vuelo de prueba de navegación y control. Este cohete de casi 3 toneladas de peso tiene una altura equivalente a un edificio de 5 pisos y alcanza una velocidad máxima de 828 km/h. El Vex 1 es el primero de una serie de prototipos experimentales para perfeccionar el Tronador II, cuya 1ª prueba se realizará ahora en noviembre, una 2ª en diciembre y su puesta a punto se prevé para 2015. 

Con esta visión del Gobierno Nacional se concreta el desarrollo tecnológico, científico y de información 100% argentino para nuestra independencia y soberanía satelital. Pero además el fomento de la industria satelital demanda formación de talento humano de alto nivel y por eso se puso en marcha la carrera de ingeniería en telecomunicaciones en el Instituto Balseiro y se coordinó un plan de carreras y posgrados en Telecomunicaciones con todas las Universidades el País. En las aulas argentinas ya hay estudiantes formándose y capacitándose para ser el futuro del plan satelital argentino. 

Con el fomento a la industria nacional y en pos de una Patria Grande conectada con comunicaciones seguras y sin fronteras, nuestro país crece en materia satelital. Y promueve así la formación de talento humano para crear un mejor futuro para todos los argentinos.

Fuete: Minplan

2 comentarios :

  1. Hola, saludos desde Brasil.

    Quiero felicitar a tu blog y sobre todo el pueblo y el gobierno argentino. Están dando una auténtica lección sobre cómo desarrollar un programa espacial verdadero.

    Por desgracia para nosotros los brasileños, las cosas están muy mal con este gobierno de Dilma y no tenemos ninguna esperanza de tener algo así como un programa espacial en los próximos años.

    Pero estoy muy contento de que Argentina se está aa alcanzar sus metas.

    Tengo mucha admiración por la ciencia y la tecnología en Argentina.

    Buena suerte, sigue así, después de que Argentina se merece todo lo bueno.

    Me disculpo por mi español.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Estimado Marco,

      Es mi deseo que ambos programas espaciales, el de Brasil y el de Argentina, se desarrollen exitosamente. Esto es esencial para que podamos encarar grandes proyectos espaciales en el futuro de manera conjunta, y concretar de esta manera la creación de una agencia espacial sudamericana.

      Muchas gracias por sus comentarios.
      Saludos cordiales

      Eliminar

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.